Como elegir un perro para casa ?

Qué perro elegir: ¿uno mestizo o un pura raza? Muy bien, ya estamos listos para adoptar un perro. Pero ahora hay que decidir si incorporaremos al hogar un animalito mestizo hallado en un refugio o si invertiremos en un cachorro de raza adquirido en un criadero. A continuación se mencionan algunas cuestiones para tener en cuenta a la hora de tomar la decisión. Una sorpresa total o un animalito previsible Los perros mestizos o mezcla son producto de una combinación de distintas razas: se trata de cachorros únicos en su tipo, con apariencia y características singulares. Estos perritos vienen en todos los tamaños, formas y colores, y suelen tener rasgos muy particulares; por ejemplo, se pueden encontrar los bigotes de un terrier en la cara de un dálmata, o la cabeza de un pug en el cuerpo de un galgo. Entonces, descubrir cuáles son sus ancestros puede convertirse en un juego de adivinanzas. En la mayoría de los casos, no se puede saber cómo eran los padres del cachorro mezcla, y, por lo tanto, será imposible predecir qué aspecto tendrá el perro de adulto o qué tamaño llegará a alcanzar. Los animales puros, en cambio, han sido criados con un criterio selectivo para que se vean y actúen de determinada manera. Todos sus ascendientes pertenecen a la misma raza, y, en consecuencia, se puede evaluar la historia genética y predecir su carácter, tamaño y apariencia con bastante exactitud. Además, los cachorros que provienen de un criadero acreditado han sido examinados para detectar problemas de salud y seguramente recibieron atención médica antes y después del nacimiento. Cabe aclarar, no obstante, que si bien los genes determinan la personalidad y la necesidad de cepillado, los buenos modales dependen de un correcto entrenamiento. Costos accesibles o pedigrí Si nos preocupa el tema económico, podemos adoptar un perrito mestizo en el refugio más cercano. Habrá que pagar algo de todos modos, pero la inversión inicial será menor que la requerida por un pura raza. El arancel puede ser muy bajo (tan sólo US$ 25) y suele incluir revisación médica, vacunas, desparasitado, y esterilización o castración. Además, con respecto al seguro de mascotas, los perros mezcla por lo general implican menos exclusiones por enfermedades hereditarias. También pueden considerarse una causa de reducción de responsabilidad: algunas compañías aseguradoras excluyen de su cobertura de seguro de vivienda aquellos hogares con perros de ciertas razas, como rottweiler o dobermann. Sin embargo, si lo que más nos importa es el pedigrí, elijamos el prestigio y el estatus de un ejemplar puro. Las razas más aristocráticas, como el corgi galés de Pembroke –al que hicieron famoso el rey Jorge VI y la reina Isabel II–, pueden alcanzar precios elevados. Disponibilidad Los perros mestizos son fáciles de encontrar y, lamentablemente, están disponibles a montones en los refugios y en la calle. Se estima que no menos de cuatro millones de animales son sacrificados por año en los Estados Unidos debido a que no hay suficientes hogares para ellos. Así pues, adoptar uno de estos perros también significa salvar una vida. Por el contrario, encontrar un ejemplar de raza requiere tiempo y esfuerzo (aunque parezca increíble, se calcula que el 25% de los perros de los refugios son de raza pura, pero no existen papeles para probarlo). Las hembras pueden quedar preñadas una o dos veces al año como máximo, y por eso a veces descubrimos que hay lista de espera para un cachorrito fino. Rasgos físicos y función Antes de comprar un perro, conviene consultar con veterinarios, entrenadores y propietarios para que nos ayuden a elegir la raza adecuada a nuestra familia y estilo de vida. Por ejemplo, si queremos que el perro participe en competencias, habrá que optar por una entre más de 150 razas puras. Si bien algunos concursos de agilidad admiten animales mestizos, la mayoría de las competencias de alto nivel están reservadas para ejemplares puros. Lo ideal es encontrar un perro que se ajuste a nuestras preferencias, ya sea en cuanto a un determinado tamaño, cierto tipo de pelaje (corto, sedoso, sin etapa de muda) o un temperamento especial (de alta o baja energía). Si lo que necesitamos es un perro pastor, lo recomendable es elegir un cachorro criado para esa clase de tareas, por ejemplo, un pastor australiano. No obstante, conviene tener en cuenta que ciertas características pueden derivar en determinadas dolencias, como problemas en las articulaciones, ceguera o alergias. Y no olvidemos que todos los perros necesitan ser valorados, amados y cuidados sin importar el pedigrí.
vía msm

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe tus comentarios y sugerencias aquí,Encuentra las RESPUESTAS aquí NO se enviaran a MAIL/CORREO

OPORTUNIDAD DE TRABAJO www.cosmeticosperu.com

OPORTUNIDAD DE TRABAJO                   www.cosmeticosperu.com
info@cosmeticosperu.com 980615403